El ejercicio para las embarazadas se encarga de aportar los beneficios para la salud que necesita la madre y el feto a menos que por supuesto, tu doctor de cabecera te haya recomendado que no puedes hacer ejercicio o presentas alguna condición o riesgo que afecte no solamente tu embarazo sino a tu feto.

Los doctores recomiendan hacer ejercicio todos los días como lo es el caminar, aunque parezca una actividad muy sencilla la verdad es que tiene muchos beneficios, entre ellos relajar y reducir el estrés que produce el día a día, más aún cuando la madre sigue trabajando. También sirve para mejorar la circulación de la sangre y como plus, se mejora la circulación sanguínea.

Camina, a menos que te indiquen lo contrario

Todas las mujeres embarazadas son capaces de llevar una rutina de ejercicios así sea una muy simple como solamente caminar, los médicos recomiendan que no se realicen otro tipo de actividades que puedan ser muy agotadoras o actividades consideradas ‘’de impacto’’ como son correr y que estas pueden ser reemplazadas por otras más saludables y lentas como caminar por un parque o dar una vuelta por la vecindad o urbanización.

Aunque puedes practicar otro tipo de deportes, debes huir de aquellos que tengan un riesgo de que te puedas caer, por más mínimo que sea porque supone un riesgo para el embarazo, como lo son las actividades que involucren saltos o subida de muchas escaleras, montar a caballo, el ciclismo y los deportes de contacto no se deben practicar bajo ningún concepto durante el embarazo.

El ejercicio que produces al caminar, favorece la liberación de las endorfinas, hace que las mujeres se sientan mejor y son más felices cuando se practican dichas actividades con otras mujeres embarazadas, ya que puedes sentir como todas se están entendiendo entre sí.

Beneficios que produce caminar para el cuerpo

Los observadores, gimnastas y entrenadores que guían a las embarazadas a caminar, buscan que las mismas se encuentren en las condiciones más favorables y sean capaces de afrontar el parto con una mayor naturalidad y mientras menos dolor sienta, mucho mejor, entre los beneficios que produce caminar, tenemos:

  • Mejora tu condición muscular y la cardiovascular (Esto significa que reduce o tiende a reducir el cansancio que genera el peso extra del embarazo).
  • Ayuda a quemar las calorías, ganando menos peso y evitando la acumulación de grasas.
  • Bienestar mental y físico asegurado, liberando las tensiones y el estrés.
  • Para las mujeres que poseen problemas de diabetes gestacional, caminar puede ser un buen ejercicio para controlarla, así como también la hipertensión.
  • Reduce los síntomas comunes del embarazo, como lo son la fatiga, el estreñimiento y la lumbalgia. Otro de los beneficios que se pueden atribuir junto a estos es que el caminar previene la aparición de las varices, algo muy común que se presenta entre las mujeres embarazadas, que la mayoría de ellas odia por la apariencia antiestética que poseen.
  • Los partos presentan menos complicaciones, además de que son mucho más rápidos, también se producen menos contracciones al momento de este.

 

This div height required for enabling the sticky sidebar
Ad Clicks : Ad Views :
0 Shares
Share via
Copy link