La mujer enamorada no es infiel, aunque ande de fiesta según estudio

Que las infidelidades suceden en hombres y mujeres por igual. En la verdad no. ¿Alguna vez has oído eso de que la mujer enamorada no es infiel, ni estando borracha? Pues hay estudios que de hecho afirman que no es utopía sino realidad.

En una época en las que las mujeres luchan por la igualdad con los hombres; por sueldos iguales, por tratos iguales, y hasta por empleos iguales, bastante quieren destacar que hay algo en lo que no se quieren ni parecer.

Y es que a diferencia de los hombres, una mujer enamorada no es infiel por nada del mundo. La mujer enamorada no es infiel ni estando borracha, según estudio

Un estudio realizado por la prestigiosa Universidad de Michigan, revelan que ni siquiera en estado de ebriedad una mujer enamorada es capaz de ser infiel.

El 60% de las mujeres encuestadas dijeron que son fieles a pesar de que estén un poco más allá del límite para ser consideradas como sobrias.

Además de esto, este estudio demostró que los hombres son más infieles que las mujeres y que estas pueden resistir más a la tentación de caer. Pero… ¿cuáles son las razones?

Monotonía y aburrimiento: A los hombres no les gusta para nada caer en la monotonía, y al sentir que la rutina empieza a arrastrarlos con ella comienzan a voltear en todas direcciones buscando nuevos horizontes donde reposar en esos ratos de delirio.

Si no hay sexo, enloquecen: Estudios demuestran que una mujer puede resistir más tiempo sin tener sexo y no sufrir por ello, pero los hombres la pasan muy mal si sus necesidades no son saciadas. Allí la primera razón de la infidelidad.

No soy valorado: Si un hombre empieza a sentir que la mujer es muy independiente y que puede estar bien sin que él le destape los frascos o bajarle las cajas de lugares altos se sienten infravalorados y buscan ser héroes para alguien más.

Las mujeres son más comprometidas con sus parejas: Una chica piensa más que en sexo, busca otras cosas en una pareja, así que es muy difícil que encuentre razones para abandonar su felicidad por un encanto momentáneo.

Las mujeres, aun estando un poco ebrias, pueden pensar: Así lo revela el estudio. Una mujer en estado de borrachera es capaz de pensar en consecuencias y desistir de un engaño fácil a su pareja.

Hombres, que esta sea una prueba más para que al encontrar esa chica ideal luchen para mantenerla, ya que si está realmente enamorada de ti es muy probable que te sea fiel.

Aunque la verdad es que tanto chicas como chicos cometen errores. Ni todas las mujeres son santas ni todos los hombres unos infieles sin remedio. Demos un poco de crédito a esos hombres que respetan a sus mujeres.

Lo importante es que si decidimos tener una pareja, tanto chicas como chicos seamos conscientes de lo que significa esa relación en el gran esquema de nuestra vida y que estaríamos arriesgando con una infidelidad.

¡Seguro es más lo que perder que lo que ganar!